domingo, mayo 23, 2010

Grazie mille!

Estoy terminando de ahcer la maleta, porque me esperan dos semanas de ir y venir y de vivir entre aeropuertos y estaciones de trenes. Y, la verdad, no tengo ganas. Quiero coger un biquini y bajar a la piscina todos los días, pero como tengo que vivir de algo pues me toca hacer mi trabajo. Trabajo que pienso dejar en cuanto encuentre una oportunidad.
Estaba pensando que a lo mejor a veces soy demasiado explícita en este blog. Que abro demasiado mis historias y todo eso. No sé si eso está bien, y necesito vuestra ayuda, la de los blogueros que tienen esas increíbles formas de escribir a las que no llego ni a la suela del tacón de quince cnetímetros. No sé si vulnero alguna norma o si está bien contar las cosas y desahogarte.
Puedo sonar a veces muy fuera de onda, otras en ella, otras en un mundo que todos desconocen y otras tan en mí misma que yo sólo entiendo. Pero soy yo, siempre, mejor o peor.
Me gustan las críticas constructivas, acabo de leer una que dice que soy el Cosmopolitan...gracias, así sé que tengo otra alternativa de trabajo... algún día. Les llamaré por si necesitan que cuente mi vida, pero les aseguro que aquí no encontrarán ese glamour, esos besos de peli ni esas vidas de ensueño.
Pero, sobre todo, gracias a esa gente que me lee, prometo dedicaros con más calma unas palabras, pero ahora tengo que terminar de meter las cuatro cosas y preparar el trabajo de los próximos días. Grazie mille!


*****Per ogni giorno, ogni istante, ogni attimo che sto vivendo Grazie Mille*****

2 comentarios:

  1. Cada blog es de una manera! A mí me encanta este porque es super expresivo y naturalista :)

    ResponderEliminar